tony- Noticias

Tony Vega Trabaja más que antes


Tony Vega estableció junto a su familia una iglesia en Alabama y se mantiene en la salsa porque asegura Dios no le ha pedido que se retire.

Tres años de vida en Alabama y una iglesia familiar pastoreada por su hijo Javier, han contribuido a la felicidad del salsero Tony Vega, quien asegura tener más trabajo en la música que en el pasado, sobre todo en Europa, Centro y Suramérica.

“Estoy trabajando más que nunca, lo crean o no porque me concentré mucho con la orquesta en Puerto Rico y apenas viajaba. Ahora estoy yendo a esas plazas en que mi música se escuchó por años y estaban locos por verme. Y así un montón de plazas que se me han abierto”, aseveró el intérprete de ‘Aparentemente’, quien no ha dejado de cantar sus éxitos porque “mi trabajo no tiene que ver nada con mi ministerio, hasta ahora Dios no me ha dicho que me quite”.

Como está concentrado en los viajes, por el momento descarta realizar un disco, solo grabó hace un año el sencillo ‘Para querernos’, de la autoría de Omar Alfanno y arreglos de Humberto Ramírez; y recientemente colaboró en el tema ‘Yo no debí enamorarme’ para un disco de la Puerto Rican Power, a estrenar en julio o agosto.

A Puerto Rico “hace mil años que no voy a trabajar” y regresará para festejar por lo alto sus 25 años como solista el 14 de septiembre, en el Centro de Bellas Artes de Santurce.

“Será de puros éxitos y voy a reunir la orquesta original de 1988, cuando comencé y estará bajo la dirección de Humberto Ramírez y producción de César Sainz. La gente en Puerto Rico no me ha olvidado, hace poco fui de visita y me pedían algo nuevo”, anticipó quien en total lleva 38 años en la industria y está ejercitándose y a dieta para lucir nueva figura en el espectáculo.

Su llegada a Alabama respondió a un llamado de Dios, que inició con una visita y culminó a los cinco meses con su mudanza. Comenzó a reunir personas en su casa, llegando a sumar 65 en la sala, lo cual motivó la apertura de la Iglesia Familia en Cristo, en la ciudad de Columbus, Georgia, en Alabama, pastoreada por su hijo y la esposa de este, Kerem Torres. En el templo también labora su esposa Gladys de los Ángeles Planas como pastora consejera; su hija Ashley Nicole, de 15 años, en la adoración y alabanza porque canta y toca guitarra; su hijo mayor Ricardo en el sonido y visuales; y él en la parte administrativa.

“Estamos felices, en la iglesia hay un montón de boricuas, colombianos, dominicanos, hay de todo, son las Naciones Unidas. Estamos haciendo la voluntad de Dios. No he pastoreado porque es un ministerio de la familia. Mi hijo siempre tuvo un llamado y está al frente de la iglesia. Jamás imaginé que llegaría a tener una familia pastoral, es muy lindo”, apuntó quien se convirtió al Señor hace 17 años. (Por: Yomaris Rodríguez)

www.LaPrensaSalsera.com

476 Veces visitadas totales 475 Veces vista hoy